Marketing

Qué es data wrapping

El data wrapping es una técnica reciente que promueve beneficios tanto para los clientes como para las corporaciones. Te explicamos en qué consiste.

Por Redacción España, el 16/12/2021

auto ¿Te ha gustado nuestro artículo? ¡Vota!

El mundo de los datos es tan amplio que necesita diversificarse para conseguir adaptarse a la demanda de los usuarios. Sí, puede que estés pensando, un dato es un dato, aquí o en Pekín, pero el tratamiento del mismo marca la diferencia en términos de negocio.

Desde el nacimiento del Big Data y con la llegada de profesionales de los datos, las técnicas de datificación con objetivos operacionales han cambiado mucho. Desde las más "sencillas" de extracción o gestión, hasta algunas más modernas como el data wrapping. ¿Te suena de algo? ¿Nada? ¡Te lo contamos!

Data wrapping: definición

red-datos-azul

Data wrapping es un término anglosajón que si lo traducimos al castellano significa “envolver”. ¿No nos sigues? Piensa en el McWrap de McDonald's, una tortilla de pan de pita que envuelve unos jugosos ingredientes.

Siguiendo este ejemplo, el data wrapping en una empresa consiste precisamente en eso, en atribuir, incorporar o, si lo prefieres, envolver, un producto o servicio con la mayor información posible, los datos más “jugosos”. ¿El motivo? Que el cliente conozca el producto a la perfección, que se sienta parte de la familia.

Es importante no confundirlo con el wrapping de aplicaciones. Se trata de un proceso de ciberseguridad que promueve la inclusión de determinadas políticas de seguridad a una aplicación móvil, como el correo electrónico o aplicaciones empresariales específicas, con el objetivo de proteger los datos corporativos.

¿Qué conseguimos con data wrapping? Incrementar la rentabilidad y la satisfacción del usuario. Un consumidor cuidado es un consumidor feliz y un consumidor feliz es, probablemente, un consumidor fidelizado.

Según el Instituto de Tecnología de Masachussets (MIT), los beneficios del data wrapping en relación a los consumidores y a los dueños/accionistas de una empresa son claramente palpables. He aquí dos motivos:

  1. Mejora la experiencia de usuario. El consumidor (esté en la fase que esté) puede comprender el producto o servicio momentos antes de tomar la decisión de adquirirlo o contratarlo, facilitando la toma de decisiones.
  2. Cuidado del cliente a 360º. Como decíamos, si un usuario se siente mimado por la empresa, la predisposición a contratar, adquirir o recomendar un producto es mucho más sencilla.

Las claves del data wrapping

Tal y como afirma el MIT, el data wrapping sigue una serie de metodologías base que garantizan el éxito en la gestión del producto o servicio.

Esta metodología se resume en cuatro variables que deben tratarse como una sola. Así como el marketing tiene sus 4P’s (Producto, Precio, Plaza y Promoción), el data wrapping tiene cuatro A’s.

  • Anticiparse. Se trata de intuir las necesidades del cliente en base a unos datos previamente cosechados. Una buena predicción ayuda a maximizar los beneficios en un alto porcentaje.
  • Asesoramiento. Las evidencias, como es lógico, facilitan la toma de decisión de compra/contrato de un producto o servicio. Por eso, mostrar gran cantidad de información sobre el producto o servicio y, sobre todo, regirse por el principio de transparencia, augurará buenos resultados.
  • Adaptarse. Satisfacer las necesidades de los usuarios de forma totalmente personalizada, independientemente del entorno y del contexto. El cliente como centro de la operación.
  • Actuación. Basándonos en la información de nuestro producto y la información del cliente, podemos tomar determinadas decisiones que desencadenan comportamientos en nombre del usuario. Dicho de otra forma, podemos actuar en nombre del cliente a sabiendas de que estará conforme con la acción determinada.

Para entenderlo más fácilmente, el MIT propone un ejemplo con un procesador de sonido retroauricular. Un dispositivo que se anticipa a las necesidades del usuario en función del momento del día en el que estemos. Los gustos musicales a las 7 am. no son los mismos que a las 16:00 pm.

Además, es capaz de adaptarse a diferentes contextos y situaciones. Por ejemplo, cuando el usuario baja al metro y el ruido hace insostenible la escucha de su canción preferida.

En ese momento advierte al usuario de cuál es la configuración óptima para el momento adecuado y, por consiguiente, actúa, mejorando considerablemente la experiencia musical y las condiciones en torno al dispositivo.

Ejemplos prácticos de data wrapping

El data wrapping es una técnica que aún está por explorar. Si bien, algunas empresas se han lanzado a la aventura para sacar el máximo rendimiento a esta actividad. Te resumimos dos casos:

Banca electrónica

BBVA, una de las bancas más conocidas en España, utiliza el data wrapping para mejorar la experiencia de usuario con la marca e incrementar el ratio de conversión.

Para mejorar la experiencia de usuario con su aplicación de banca electrónica, BBVA ha incluido algoritmos de Machine Learning que aprenden de las transacciones de sus clientes y, en base a ello, se ha creado un sistema de planificación presupuestaria clasificado en base a diferentes criterios. Algunos ejemplos:

  • Alquiler.
  • Ocio.
  • Moda.
  • Comida.
  • Entretenimiento.
  • Etcétera.

De esta forma, los clientes de la sucursal bancaria pueden aprender a gestionar mejor sus presupuestos. Según afirman los responsables de BBVA, esta metodología fue la segunda más utilizada, solo por detrás de las transferencias.

Este tipo de mejoras basadas en datos promueven un compromiso por parte de la compañía con los clientes, una mejora sustancial de la experiencia de uso de los sistemas del banco y, por ende, un incentivo a la hora de contratar sus productos. Marcar la diferencia es el punto de inflexión.

PepsiCo

pepsi-helada

PepsiCo, la mundialmente conocida empresa de bebidas es una de las pioneras en el uso del data wrapping. En el año 2019, presentó Pep Worx, un conjunto de actividades de análisis de datos data wrapping basados en Big Data y Cloud Computing, que tiene claros objetivos operacionales.

El fin último es lanzar y administrar estrategias de marketing innovadoras y optimizar el espacio de las tiendas en las que se distribuyen los productos PepsiCo.

A través de esta técnica de data wrapping, PepsiCo pretendía aumentar las ventas. ¿La ventaja? Sabía cómo y a quién dirigirse. Una exhaustiva investigación le permitió crear una promoción idónea para cada tipo de público.

'PepsiCo ha utilizado Pep Worx para ayudar a transformar la naturaleza de sus relaciones con los clientes, de transaccional a colaborativa, mediante un modelo que busca maximizar el beneficio de las actividades de marketing tanto para el comprador final y los distribuidores de sus productos, como para la propia PepsiCo'. PepsiCo.

TAGS:
Imagen del autor Redacción España

Equipo de redacción de B12 España: Marketing, Big Data, Inteligencia Artificial y Ventas.

Ponte en contacto con nosotros:

+34 91 141 17 83

madrid@agenciab12.com

Calle Manuel Tovar, 33, 4º planta, 28034, Madrid.